portico
Skip Navigation

La ética como brújula

Por Mariam Ludim Rosa Vélez (mariamludim@uprm.edu)
PRENSA RUM

viernes, 4 de noviembre de 2011

La excelencia moral es resultado del hábito.
 Nos volvemos justos realizando actos de justicia;
templados, realizando actos de templanza;
valientes, realizando actos de valentía.
Aristóteles

El norte del etos, ese conjunto de modos de comportamiento que conforman el carácter o la identidad de una persona o una comunidad, debe ser uno de integridad y excelencia para los servidores públicos.

Con ese llamado a experimentar los valores que deben regir las acciones de los recursos humanos, el Recinto Universitario de Mayagüez (RUM) celebró desde este martes, 1ro de noviembre la Semana de la Ética Gubernamental.

"El etos gubernamental provoca en nosotros la excelencia, nos convoca a mejorarnos constantemente. No debemos conformarnos con lograr lo que hay que hacer, tenemos que enfatizar y maximizar el extraordinario valor que tiene la superación de nuestras propias expectativas, precisamente en eso consiste la excelencia, un valor fundamental expresado en la ética gubernamental",  indicó la licenciada Lizbeth J. Rivera Morales, asesora legal y presidenta del Comité de Ética Institucional del RUM.

Agregó que parte de la ética es desarrollar la sensibilidad y crear la conciencia para actuar de acuerdo con los valores de responsabilidad, bondad, justicia, civismo, confiabilidad y respeto.

Coincidió el doctor Jorge Rivera Santos, rector interino del RUM, quien agregó que estos valores representan virtudes que los individuos deben practicar día a día. "La ética es extremadamente importante en el servicio público, tenemos que aspirar a que nuestro trabajo nos distinga y ser ejemplo en todas nuestras acciones", indicó.

La ceremonia de apertura de la Semana de la Ética se llevó a cabo  en la Sala A de la Biblioteca General. Allí, cada decano representó un valor y habló sobre su importancia.

Los niños del Centro Preescolar del RUM llevaron pancartas con mensajes alusivos a los valores, y con su característica inocencia infantil, mostraron a los adultos esas palabras  y frases emblemáticas, que practicadas construirían un mundo mejor.

La primera parte de la actividad concluyó con el simbolismo de colocar un lazo dorado a los presentes, que representa el compromiso que deben tener los servidores públicos con la excelencia, la honestidad y la calidad.

Ética y derechos

La actividad continuó con la presentación titulada Ética y derechos, que dictó la doctora Iris M. Camacho Meléndez.

Durante su exposición, la abogada hilvanó una correlación entre la ética de los empleados públicos y la garantía de los derechos humanos, con especial atención a  los de la mujer.

"Cuando a pesar de la políticas públicas de protección a las mujeres en el entorno laboral y familiar, un país fluctúa entre el primero y el séptimo en la muerte de mujeres a manos de sus esposos o compañeros consensuales, hay un problema de derechos humanos, y cuando en ese mismo país una mujer tiene mayores probabilidades que un hombre de cumplir una sentencia de cárcel, cuando se le acusa en una situación de violencia doméstica, hay un problema de derechos humanos", afirmó.

Agregó que el tema del respeto por los derechos está estrechamente relacionado con los conceptos de ética y democracia. 

"Hace tiempo que la democracia dejó de ser una forma de perpetuar las dictaduras de las mayorías.  Es mediante el respeto y la garantía de los derechos de los grupos tradicionalmente marginados que se mide la calidad democrática de los pueblos", indicó.

"Algún día podremos decir que los derechos de las mujeres, de los niños y niñas, de los jóvenes, de las minorías sexuales se garantizan por una ética de consenso, porque nosotros como pueblo los respetamos y los hacemos valer", añadió.

Para subsanar esa brecha entre lo que estipula la Ley de Ética Gubernamental y la existencia de garantía de los derechos humanos, la licenciada recomienda crear una sensibilidad  ética.

"Es la capacidad para concientizarnos de que estamos en el campo de la ética y que es muy probable que nos encontremos frente a un dilema ético y que es necesaria nuestra capacidad para la deliberación moral, usando como base los valores enunciados en la Constitución, en las Leyes de Derechos Civiles y la Ley de Ética Gubernamental. Como servidores públicos nuestras actuaciones discriminatorias nos exponen a responsabilidad personal y patrimonial y exponen al estado a responsabilidad patrimonial", explicó.

Y, ¿cómo se hace práctico el mandato de ausencia de discrimen contra la mujer?

"Podríamos indicar que cumpliendo con la Ley de Ética, pero es que la Ley de Ética es solo un paso hacia la utopía de una sociedad democrática que tiene que complementarse con los valores democráticos antes enunciados, y con los valores que tienen que ver con la prohibición de discrimen en el contexto laboral y educativo", enfatizó.

La actividad fue organizada por el Comité de Ética Institucional en colaboración con la Oficina del Rector del RUM.


  • Funcionarios del RUM y miembros del Comité de Ética celebraron la Semana de la Ética Gubernamental.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
  • Los niños del Centro Preescolar del RUM llevaron pancartas emblemáticas de los valores éticos.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
  • La licenciada Iris M. Camacho Meléndez ofreció la conferencia titulada Ética y derechos humanos.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
  • La licenciada María Gaud, ayudante especial del Rector, le coloca al doctor Jorge Rivera Santos, rector interino del RUM, el lazo dorado representativo de los valores éticos que debe tener un empleado público.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
Funcionarios del RUM y miembros del Comité de Ética celebraron la Semana de la Ética Gubernamental.<br>Carlos Díaz / Prensa RUMLos niños del Centro Preescolar del RUM llevaron pancartas emblemáticas de los valores éticos.<br>Carlos Díaz / Prensa RUMLa licenciada Iris M. Camacho Meléndez ofreció la conferencia titulada Ética y derechos humanos.<br>Carlos Díaz / Prensa RUMLa licenciada María Gaud, ayudante especial del Rector, le coloca al doctor Jorge Rivera Santos, rector interino del RUM, el lazo dorado representativo de los valores éticos que debe tener un empleado público.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM

SOURCE: http://www.uprm.edu/portada/article.php?id=2046