portico
Skip Navigation

Sólido compromiso con el talento joven boricua

Por Idem Osorio De Jesús (idem.osorio@upr.edu)
PRENSA RUM

viernes, 14 de septiembre de 2012

La noticia de que un joven puertorriqueño haya completado exitosamente un internado en una empresa boricua y que, además, reciba un premio por su desempeño, es un bálsamo en medio de una coyuntura de altas cifras de desempleo y fuga de cerebros. Los colegiales Ghilmarie Lugo Díaz y José E. Fernández González comprobaron que la hazaña es posible y gratificante por partida doble: por la satisfacción profesional y por la contribución al desarrollo económico del País.

Así lo expresaron ambos estudiantes del Recinto Universitario de Mayagüez (RUM), quienes recibieron la semana pasada la beca de $ 1,500 que concede anualmente la compañía puertorriqueña de informática Rock Solid Technologies, Inc.  Con esta dádiva, se premió su ejecutoria académica, que les sirvió de pasaporte para trabajar durante el verano en la empresa.

A los jóvenes se les reconoció su gesta el pasado 6 de septiembre, en una ceremonia que tuvo lugar en la Residencia Oficial del Rector, doctor Jorge Rivera Santos, y a la que se dieron cita decanos y funcionarios de todas las facultades del Recinto. En representación de la entidad, estuvo su vicepresidente, el ingeniero Ángel L. Pérez, quien ha sido partícipe de esta entrega de premios a los alumnos colegiales, de manera ininterrumpida, por más de una década.

“Yo quiero resaltar la continuidad que le hemos dado al Programa de becas ya por once años, la importancia que tiene para nosotros a nivel de la operación de la empresa, ya que es parte de nuestro esfuerzo de reclutamiento en el Colegio. Rock Solid tiene un compromiso con el Recinto porque queremos que vengan a trabajar con nosotros. Los resultados demuestran que esa estrategia de reclutar aquí funciona”, aseveró el empresario, quien es egresado del RUM y cuya organización cuenta con más de un 50 por ciento de colegiales entre sus empleados.

Precisamente, el contexto histórico económico que vive la Isla que obliga a muchos universitarios preparados a marcharse en busca de oportunidades de crecimiento, debe ser una razón para que más compañías nacionales traten de conservar esos talentos, opinó el ingeniero Pérez.

“Es crucial que todos los empresarios de Puerto Rico hagamos un esfuerzo concentrado en retener a la mejor juventud del País. Dejarlos ir, no permitirle que sean productivos aquí, nos afecta a todos; retenerlos, nos ayuda a todos. Yo lo viví, fui unos de esos miles de egresados que se fueron a Estados Unidos a tener su primer empleo, regresé y me lo propuse como meta. Por eso, año tras año, reclutamos muchos colegiales, para que se queden aquí”, aseguró.

Cónsono con ese pensamiento, se expresó también el Rector, quien apostó a la calidad de los alumnos del Recinto, a la labor de los docentes en preparar a esa generación de profesionales e igualmente se comprometió en continuar esa gestión en la que es imprescindible la colaboración de la industria.

“Toda ayuda que recibamos es importante porque complementa la educación de nuestros estudiantes, no solamente con becas, sino con la oportunidad de hacer internados. Nosotros estamos comenzando un cambio, tenemos que ver las cosas diferentes y que nuestros egresados salgan de esta Institución con una mente empresarial. Eso es lo que necesita Puerto Rico, más industrias que sean levantadas por nuestros ciudadanos, por nuestros jóvenes. Que si nosotros les damos todas las herramientas que necesitan para prepararse profesionalmente, se queden en la Isla levantando nuevas empresas puertorriqueñas”, precisó el doctor Rivera Santos.

Por su parte, Ghilmarie y José agradecieron a Rock Solid la ayuda económica, pero enfatizaron en la oportunidad única que representó formar parte de su plantilla de empleados.

“Pude adquirir nuevos conocimientos, aplicar los adquiridos en la Universidad, conocer compañeros profesionales e ingenieros, pasar por todo el proceso de desarrollar software, recopilar requisitos, diseñar, trabajar con la implementación de pruebas, estuve expuesto a reuniones con clientes, fue una experiencia muy constructiva”, relató José, estudiante en su último año de Ingeniería de Computadoras.

El colegial, quien aseguró que obtuvo una perspectiva real de lo que comprende el mundo laboral, opinó que es digno de admirar el esfuerzo de esta compañía de informática para incentivar a los universitarios a quedarse en suelo boricua.

“Están proveyendo un foro para que personas como yo, a punto de graduarse, podamos decir ‘me quedo en Puerto Rico y trabajo por la economía de la Isla’ ”, reveló José. De hecho, el Vicepresidente de Rock Solid anunció que, a partir de enero, el novel ingeniero se unirá formalmente como empleado de la empresa.

De igual forma, a Ghilmarie el internado le brindó un sinnúmero de satisfacciones personales y profesionales. Lo más que le impactó a esta estudiante en su último año de Contabilidad, fue comparar la diferencia entre la teoría aprendida y la práctica de integrarse a un escenario laboral.

“Estuve trabajando con nóminas, pude crear macros, desde desarrollarlos hasta ponerlos a funcionar, con el apoyo a los clientes y directamente con los clientes, configuraciones de las nóminas. No es lo mismo estar en un salón de clases a que salgas y veas la realidad. Es una excelente oportunidad para empezar a trabajar”, expresó la representante del Colegio de Administración de Empresas.

De hecho, el ingeniero Pérez resaltó la relevancia de que los alumnos pasen por el proceso completo de lo que implican sus operaciones, que incluyen consultoría de soluciones de software y desarrollo de aplicaciones.

“Nuestros internados no son simbólicos, los llevamos a cabo como si fueran la primera experiencia de trabajo de estos chicos, para que estos ingenieros o contadores se sientan como si fueran cualquier miembro de nuestro grupo. Tienen los deberes y las responsabilidades de cualquier otro, hay un periodo de maduración bien rápido en el que ellos logran aprender, desarrollarse y trabajar en equipo”, manifestó el empresario. 

Los interesados en solicitar deben ser estudiantes a tiempo completo, tener un promedio general de 3.00 o más y pertenecer a los programas de Ingeniería en Computadoras, Sistemas de Información, Ciencias de Cómputos o Contabilidad. Como parte del proceso, los candidatos deben someter cartas de recomendación, un ensayo y pasar una entrevista.


  • La ceremonia de entrega de la beca que otorga <em>Rock Solid Technologies</em> se celebró en la Residencia Oficial del Rector. Desde la izquierda, Ghilmarie Lugo, el doctor Jorge Rivera Santos, el ingeniero Ángel L. Pérez y José E. Fernández<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
  • Ghilmarie Lugo, una de las jóvenes premiadas, estudia su último año de Contabilidad.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
  • A la ceremonia asistieron los decanos y funcionarios universitarios de las cuatro facultades del RUM.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
  • José E. Fernández, de Ingeniería de Computadoras, comenzará a trabajar con la empresa donde realizó su internado de verano.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • Se hizo entrega a los jóvenes de la dádiva de $ 1,500. En el orden acostumbrado: el rector del RUM, doctor Jorge Rivera Santos; Ghilmarie Lugo; José E. Fernández; y el ingeniero Ángel L. Pérez.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
La ceremonia de entrega de la beca que otorga <em>Rock Solid Technologies</em> se celebró en la Residencia Oficial del Rector. Desde la izquierda, Ghilmarie Lugo, el doctor Jorge Rivera Santos, el ingeniero Ángel L. Pérez y José E. Fernández<br>Carlos Díaz / Prensa RUMGhilmarie Lugo, una de las jóvenes premiadas, estudia su último año de Contabilidad.<br>Carlos Díaz / Prensa RUMA la ceremonia asistieron los decanos y funcionarios universitarios de las cuatro facultades del RUM.<br>Carlos Díaz / Prensa RUMJosé E. Fernández, de Ingeniería de Computadoras, comenzará a trabajar con la empresa donde realizó su internado de verano.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMSe hizo entrega a los jóvenes de la dádiva de $ 1,500. En el orden acostumbrado: el rector del RUM, doctor Jorge Rivera Santos; Ghilmarie Lugo; José E. Fernández; y el ingeniero Ángel L. Pérez.<br>Carlos Díaz / Prensa RUM
Title bar for videos

1


Video reportajes disponibles en:
Sólido compromiso con el talento joven boricua
Sólido compromiso con el talento joven boricua

SOURCE: http://www.uprm.edu/portada/article.php?id=2322