portico
Skip Navigation

Experto en represas visitó el RUM

Por Rebecca Carrero Figueroa (rebecca.carrero@upr.edu)
PRENSA RUM

viernes, 10 de mayo de 2013

La inminencia de los movimientos telúricos es una realidad de la que no se puede escapar. Conscientes de ello, estudiosos de los fenómenos sísmicos investigan constantemente las posibles respuestas de las estructuras con miras a salvar vidas y propiedad. Con el propósito de estar al tanto de los problemas de las represas ante este tipo de sucesos, el capítulo estudiantil del Earthquake Engineering Research Institute (EERI), del Departamento de Ingeniería Civil (INCI), del Recinto Universitario de Mayagüez (RUM), invitó al doctor Faiz Makdisi, quien dictó una conferencia sobre el particular.

Según indicó el doctor Luis Suárez, catedrático de INCI y consejero de la organización, Makdisi es el ingeniero principal y vicepresidente de la compañía multinacional AMEC Environment & Infrastructure, Inc. Se trata de un prestigioso profesional de la Ingeniería Sísmica Geotécnica y en particular, uno de los máximos expertos mundiales en evaluación y diseño sísmico de represas de tierra y de escollera.

"En Puerto Rico existen 36 represas que son consideradas de alto riesgo. Eso significa, que si ocurriera una falla, las consecuencias para la población que vive aguas abajo, serían catastróficas. Las represas pueden fallar por muchas razones, entre ellas lluvias muy fuertes y principalmente, por terremotos. El área de trabajo del conferenciante es justamente el estudio de los efectos de los sismos en ellas", afirmó Suárez.

El recurso compartió con los asistentes los hallazgos más significativos que resumen su experiencia de más de 35 años en el campo. A la presentación asistieron miembros del capítulo de la EERI, representantes de compañías consultoras de suelos de distintas partes de la Isla, así como funcionarios de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), agencia encargada de velar por la seguridad de las represas de Puerto Rico.

En un aparte con Prensa RUM, el ingeniero Makdisi describió en qué consiste su práctica.

"En nuestra profesión, facilitamos el diseño de terreno para la construcción de puentes, plantas nucleares y otras estructuras significativas para que permanezcan seguras ante cualquier evento sísmico. Al evaluar las represas, usamos los resultados de programas de exploraciones de campo para ayudarnos a definir sus propiedades. También integramos modelos matemáticos y evaluamos su desempeño mediante la aplicación de movimientos. Y cuando encontramos alguna deficiencia, tratamos de corregirla usando medidas remediativas", destacó.

Makdisi reveló que su contacto con el colectivo colegial se inició hace ocho años durante una convención de la American Society of Civil Engineers (ASCE), en la que ambos coincidieron en Seattle, y tras la que han surgido varias conversaciones acerca de los mecanismos que aplica en sus estudios.

Al respecto, el doctor Suárez comentó que, "en el Departamento (INCI), ayudamos a la AEE, al colocar sensores en las represas para que se puedan medir sus respuestas y determinar luego si presentan algunos daños".

Del total de represas en el País, ya se tienen diez de ellas instrumentadas, gracias a un memorando de entendimiento entre la AEE e INCI. Así lo dio a conocer el ingeniero Carlos Negrón Alfonso, jefe de la División de Riego, Represas y Embalses, de la Autoridad.

"Tenemos un memorando de entendimiento de cinco años a un tope de $ 500 mil anuales, que cubre asistencia técnica para estudios de seguridad y suelos en represas, instrumentaciones sísmicas, intercambio de información, estudio de suelos en represas, evaluación hidrológica e hidráulica y relaciones estructurales", detalló.

Añadió que el trabajo de los colegiales surge mediante propuestas ante la necesidad que surge de atender alguna problemática, lo que desde el principio les permitió instrumentar para la detección de movimiento fuerte en las represas de: Guajataca, Patillas, Guayabal, Dos Bocas, Caonillas y Luchetti. Además, esta colaboración incluyó un estudio del suelo en el área suroeste del País.

"En el caso de la instrumentación sísmica, esta es necesaria para el pueblo de Puerto Rico. Vivimos en un área que es propensa a sismos de alta intensidad. Al colocar sensores en las represas podemos estudiar su comportamiento ante un terremoto, además de que queremos crear mejores sistemas de alarma para prevenir a las personas que viven aguas abajo de la represa", afirmó Negrón.

Asimismo, el funcionario reveló que aspiran a que los datos que registren los aparatos se puedan leer desde el RUM y a su vez en cada distrito de irrigación de la Autoridad de Energía Eléctrica. Esto les permitiría a los ingenieros encargados recibir notificaciones cuando se detecten aceleraciones en el terreno que puedan afectar la represa, así como a las agencias que manejan este tipo de emergencias.

Durante su charla, el doctor Makdisi presentó ejemplos de los trabajos que ha liderado en más de 80 represas de alrededor del mundo. El experto cuenta con múltiples publicaciones sobre ingeniería geotécnica y ha sido conferenciante invitado en las universidades más prestigiosas de los Estados Unidos. 


  • El doctor Faiz Makdisi visitó el Departamento de INCI del RUM para compartir su investigación sobre  la respuesta de las represas de tierra ante movimientos sísmicos.<br>Suministrada
  • En el orden acostumbrado: el doctor Makdisi junto al doctor Luis Suárez, consejero de la EERI en el RUM.<br>Suministrada
El doctor Faiz Makdisi visitó el Departamento de INCI del RUM para compartir su investigación sobre  la respuesta de las represas de tierra ante movimientos sísmicos.<br>SuministradaEn el orden acostumbrado: el doctor Makdisi junto al doctor Luis Suárez, consejero de la EERI en el RUM.<br>Suministrada

SOURCE: http://www.uprm.edu/portada/article.php?id=2537