portico
Skip Navigation

El país que todos y todas queremos

Por Idem Osorio De Jesús (idem.osorio@upr.edu)
PRENSA RUM

viernes, 28 de junio de 2013

Transformar los sectores de la población más vulnerables desde la ciencia y con la conciencia de una responsabilidad social. En esa gesta resume su misión el Instituto para el Desarrollo Universitario de las Comunidades (IUDC) que recientemente celebró su quinta Feria comunitaria en la que dio a conocer los trabajos de investigación y acción participativa (IAP) que realizan estudiantes y profesores en conjunto con los líderes.

El esfuerzo pertenece al Recinto Universitario de Mayagüez (RUM) y en esta ocasión celebró este foro dentro de una coyuntura muy significativa, la conmemoración del décimo aniversario del Instituto. El Colegio y Puerto Rico: una  sola comunidad fue el nombre que recibió este año la Feria que sirve como una ventana para compartir con los pares y colegas los resultados de todo un ciclo de labor y compromiso.

"Se caracterizó por tener todos los componentes: el estudiantado exhibiendo sus carteles, las presentaciones de los proyectos que realizaron este semestre y la visita de un grupo de base comunitaria muy importante, el G8, que integra líderes de comunidades aledañas al Caño Martín Peña que vinieron a educarnos, a enseñarnos los retos que han enfrentado y sus logros", relató la profesora Luisa Seijo Maldonado, directora del IUDC.

La catedrática de Ciencias Sociales enfatizó en la relevancia que tiene esta actividad porque expone los mejores ejemplos de una educación interdisciplinaria que integra a alumnos de diversos departamentos y facultades del Recinto. Estos utilizan la metodología IAP para definir y analizar los problemas de los sectores marginados y vulnerables, dar un papel protagónico a sus residentes y luego promover proyectos y servicios que ayuden a mejorar su calidad de vida.

"Para nosotros fue una gran enseñanza, un día de mucha gloria, en el que pudimos escuchar todas esas voces. La presentación de los estudiantes fue maravillosa; ver que realizaron iniciativas bien trascendentales para los grupos apoyándoles en gestas como acueductos comunitarios, articulando con agencias y organizaciones, en fin estamos felices celebrando lo que ha sido esta Feria", reiteró Seijo Maldonado.

Coincidió su colega y uno de los docentes que integra el colectivo, doctor Robinson Rodríguez Pérez, catedrático asociado en Sociología Rural del Departamento de Economía Agrícola y Sociología Rural del Colegio de Ciencias Agrícolas (CCA).

"Es un momento de gran celebración porque hemos logrado llegar a una etapa de consolidación del Instituto, que semestralmente sirve a sobre 70 comunidades en Puerto Rico. Tenemos entre 200 a 250 estudiantes por semestre yendo a prácticas de servicios para una educación de ciencia y conciencia", aseguró el profesor.

A su juicio, ese intercambio que se da entre los colegiales y los líderes provee un enriquecimiento muy oportuno en el que ambas partes se nutren por el bienestar del País en general.

"Nos permite tener un nuevo texto en el contexto educativo, por lo tanto nos da una gran oportunidad no solo de que la Universidad cumpla un deber ministerial que tiene con las comunidades puertorriqueñas mas allá del salón de clase, sino que también el liderato nos sirve de profesores y profesoras de nuestro estudiantado, en este proceso de enseñanza aprendizaje nos dan unas experiencias que están convirtiendo a nuestros alumnos en unos profesionales con unas capacidades únicas que en otras instituciones no se ofrecen", aseveró.

Una de las jóvenes que tuvo esa vivencia fue Carol E. Ramos, del Departamento de Biología, quien se unió a la labor del Instituto a través de su curso electivo de Tecnología apropiada. Junto a su compañera de clase, la agrónoma Mariel A. Rivera estudiante de maestría en el CCA, emprendió un novedoso jardín de reciclaje en El Retiro en San Germán.

"Siguiendo el proceso, tuvimos que hacer unas lecturas de calle, unas entrevistas, nos reunimos con la Junta y luego de conocer la historia de vida de las personas, atendimos una de sus necesidades. Escogimos el lugar donde las personas ya eran amantes de las plantas y utilizamos las aguas grises que venían de esas viviendas. De esa manera, realizamos el jardín que es un proyecto que se terminó recientemente, pero continuará, ya que ellos mismos lo mantendrán y seguirán cultivando", contó Carol.

Para esta colegial, la acogida que le brindaron los residentes del sector fue un factor clave a la hora de ejecutar sus ideas. De hecho, el cambio en actitudes y la disposición de los habitantes fue evidente de inmediato.

"Fue interesante porque cuando volvimos, las personas visitaban el jardín por las noches, se reunían para ver cómo poco a poco estaba creciendo, observándolo y escuchando caer el agua. Es un área limpia, organizada y bonita, pues les invita a ir, ahora mismo es solamente un hogar, pero puede servir de modelo a los otros", auguró.

Asimismo, a nivel académico y social, la bióloga experimentó un reto adicional, sobre todo por tratarse de un escenario real en el que es necesario tener "mucho conocimiento y honestidad".

Por su parte, Vanesa Roa Mendoza, estudiante graduada en Trabajo Social del Recinto de Río Piedras de la Universidad de Puerto Rico, habló desde la perspectiva interdisciplinaria del esfuerzo en el que colaboran alumnos de varias unidades del sistema, así como de instituciones privadas de educación superior.

"Cuando ellos llegan a la comunidad muchos no encuentran ese papel importante porque creen que una sola persona no puede hacer mucho. Cuando se insertan con los líderes, con las necesidades de la población y aportan su granito de arena, pues se dan cuenta de que pueden ser de gran impacto", destacó la coordinadora de los estudiantes de práctica que colaboran con el Instituto y con otras iniciativas comunitarias desde el recinto riopedrense.

La Feria incluyó un conversatorio de profesores sobre gestas interdisciplinarias que luchan por los mismos fines en el Recinto. Entretanto, los líderes del G8 compartieron con la audiencia una breve historia de cómo surgió el grupo, lo que han adelantado y sus planes futuros.

Como parte de la agenda de su décimo aniversario, el IUDC tiene proyectada una serie de actividades con el fin de resaltar su misión y trayectoria.

"Ha sido un gran momento de reflexionar hacia dónde nos debemos dirigir en los próximos 10 años, qué es lo que nos falta, qué tenemos que trabajar. Estamos celebrando en grande gracias al compromiso y solidaridad de la facultad que contra viento y marea ha estado laborando y a los estudiantes que creen en este proyecto, que están dispuestos a aportar sus conocimientos, sus destrezas y a darnos cuenta de que solos en la Universidad no lo vamos a poder lograr, pero junto a las agencias, el gobierno y las comunidades vamos hacia la transformación del país que todos y todas queremos", puntualizó Seijo Maldonado.


  • La profesora Luisa Seijo Maldonado dio la bienvenida durante la quinta Feria comunitaria; sentados, los representantes del colectivo G8.<br>Lucy Cruz/Especial para Prensa RUM
  • La Feria incluyó un conversatorio de profesores, las presentaciones de los estudiantes y la visita de los líderes de las comunidades aledañas al Caño Martín Peña.<br>Lucy Cruz/Especial para Prensa RUM
  • Carol E. Ramos, del Departamento de Biología, trabajó en un novedoso jardín de reciclaje en El Retiro en San Germán.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • La agrónoma Mariel A. Rivera, estudiante de maestría de Ciencias Agrícolas, conformó el proyecto junto a Carol para ayudar a la comunidad sangermeña.<br>Suministrada
  • Las colegiales idearon un novedoso jardín de reciclaje como parte del curso de <em>Tecnología apropiada</em>.<br>Suministrada
La profesora Luisa Seijo Maldonado dio la bienvenida durante la quinta Feria comunitaria; sentados, los representantes del colectivo G8.<br>Lucy Cruz/Especial para Prensa RUMLa Feria incluyó un conversatorio de profesores, las presentaciones de los estudiantes y la visita de los líderes de las comunidades aledañas al Caño Martín Peña.<br>Lucy Cruz/Especial para Prensa RUMCarol E. Ramos, del Departamento de Biología, trabajó en un novedoso jardín de reciclaje en El Retiro en San Germán.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMLa agrónoma Mariel A. Rivera, estudiante de maestría de Ciencias Agrícolas, conformó el proyecto junto a Carol para ayudar a la comunidad sangermeña.<br>SuministradaLas colegiales idearon un novedoso jardín de reciclaje como parte del curso de <em>Tecnología apropiada</em>.<br>Suministrada
Title bar for videos

1


Video reportajes disponibles en:
Celebran quinta feria comunitaria en el RUM
Celebran quinta feria comunitaria en el RUM

SOURCE: http://www.uprm.edu/portada/article.php?id=2581