portico
Skip Navigation

Comparten salud en Quisqueya

Por Rebecca Carrero Figueroa (rebecca.carrero@upr.edu)
PRENSA RUM

viernes, 9 de agosto de 2013

Toma de signos vitales, pruebas de glucosa, y completar el historial familiar de cada uno de los pacientes, fueron algunas de las múltiples tareas que un grupo de estudiantes y profesores del Departamento de Enfermería (ENFE) del Recinto Universitario de Mayagüez (RUM) realizó durante la Séptima Feria de Salud celebrada en la República Dominicana.

La actividad, organizada por la Fundación Ferries del Caribe, integró a dieciséis alumnos y siete docentes de ENFE, quienes se desplazaron hasta el puerto de Sans Souci, donde atendieron a alrededor de cinco mil personas de escasos recursos económicos, procedentes de los barrios más pobres de la ciudad de Santo Domingo.

Según informó la profesora Zaida L. Torres, directora del Departamento, los colegiales se involucraron activamente en distintas fases en las que aplicaron sus conocimientos en Enfermería. Entre otras tareas, se encargaron de organizar y realizar servicios de cernimiento a pacientes adultos y pediátricos, además de colaborar con la logística del evento.

"No solo se beneficiaron los pacientes, sino que demostraron que representarán la profesión dignamente dondequiera que estén", reiteró.

Agregó que los recursos estudiantiles incluyeron a once de los integrantes de la clase graduada 2013.

"Este año nos dimos a la tarea de que participaran además, cinco estudiantes de segundo y tercer año de nuestro programa. Las profesoras que los acompañamos, evaluamos su desempeño en el que probaron su gran capacidad de trabajo bajo condiciones estresantes y su liderazgo en el proceso de toma de decisiones", describió.

Torres se mostró complacida con los resultados, al tiempo que calificó esta Feria como la mejor de todas en las que ha participado junto a sus alumnos.

"Nos sentimos bien orgullosas de esos jóvenes entusiastas que trabajaron desde las seis de la mañana hasta las cuatro de la tarde y mostraron compasión ante la necesidad que presentaban los pacientes. Muy importante, aplicaron los conocimientos y destrezas aprendidas durante sus años de formación académica en nuestro Recinto Universitario de Mayagüez", manifestó.

Uno de los que se mostró complacido con la experiencia fue Johnathan Feliciano Montijo, quien describió la jornada como inolvidable por la oportunidad de ponerse a prueba fuera de su tierra y por los casos que enfrentó.

"Entre tantas personas enfermas y con diferentes condiciones como: hipertensión, tuberculosis y problemas de visión, entre otras, me impactaron dos casos. Uno fue el de una niña de dos años de edad, paciente de hidrocefalia, que debido al gran tamaño de su cabeza, tenían que cargarla entre su madre y abuela. El otro, fue ver a una niña de once años embarazada", comentó.

Las impresionantes historias le permitieron comparar los sistemas de salud de Puerto Rico y de la República Dominicana, además de sentirse satisfecho con las destrezas adquiridas en el Colegio.

"La educación que se nos brinda aquí es de excelencia, al igual que el equipo de profesores. Con todo lo aprendido, pude poner en práctica muchas destrezas como la toma de decisiones, liderazgo, el rol de educador y una de la más importantes, el pensamiento crítico", señaló el alumno de cuarto año en la disciplina.

Aparte de enfocarse en la promoción de la salud, prevención de enfermedades y los cuidados de los enfermos, el conjunto fue responsable de brindar las primeras atenciones antes de que los médicos los revisaran. De esta manera, el diagnóstico de las afecciones se hizo de manera precisa y rápida.

Al integrarse al equipo multidisciplinario, estos profesionales de la Enfermería aportaron al bienestar de personas de todas las edades y familias de distintos trasfondos.

"La Feria me benefició de manera que me enseñó el valor de la vida, a ser agradecido, a estar consciente de lo importante que es ayudar a los demás", enfatizó Johnathan.


  • Las profesoras Elba M. Vargas, María Santiago y la estudiante Eykis Rivera conversan con una participante.<br>Suministrada
  • Alrededor de cinco mil personas procedentes de los barrios más pobres de la ciudad de Santo Domingo se dieron cita en el evento.<br>Suministrada
  • Los colegiales se encargaron de organizar y realizar servicios para pacientes adultos y pediátricos.<br>Suministrada
  • Las profesoras Wanda Irizarry y Gloribell Ortiz participan en la clínica de medida de peso corporal. Colabora con ellas la estudiante de <em>Baldwin School</em>, Leanne Ortega.<br>Suministrada
  • La profesora Lourdes Ramírez laborando en la Clínica de Cernimiento.<br>Suministrada
  • El conjunto fue responsable de brindar las primeras atenciones antes de que los médicos los revisaran.<br>Suministrada
Las profesoras Elba M. Vargas, María Santiago y la estudiante Eykis Rivera conversan con una participante.<br>SuministradaAlrededor de cinco mil personas procedentes de los barrios más pobres de la ciudad de Santo Domingo se dieron cita en el evento.<br>SuministradaLos colegiales se encargaron de organizar y realizar servicios para pacientes adultos y pediátricos.<br>SuministradaLas profesoras Wanda Irizarry y Gloribell Ortiz participan en la clínica de medida de peso corporal. Colabora con ellas la estudiante de <em>Baldwin School</em>, Leanne Ortega.<br>SuministradaLa profesora Lourdes Ramírez laborando en la Clínica de Cernimiento.<br>SuministradaEl conjunto fue responsable de brindar las primeras atenciones antes de que los médicos los revisaran.<br>Suministrada

SOURCE: http://www.uprm.edu/portada/article.php?id=2605