portico
Skip Navigation

Abiertas las puertas colegiales

Por Idem Osorio De Jesús (idem.osorio@upr.edu)
PRENSA RUM

viernes, 15 de noviembre de 2013

Tener la posibilidad. Tocar a la puerta. Aspirar a entrar. Tres formas distintas, pero unísonas de visualizar el futuro.

Así lo vivieron cerca de 3 mil jóvenes provenientes de casi un centenar de escuelas de nivel superior de todo Puerto Rico durante la más reciente edición de la Casa Abierta del Recinto Universitario de Mayagüez (RUM), quienes llegaron, llenos de entusiasmo y curiosidad, hasta el lugar donde les encantaría emprender una carrera académica.  

"Muchos estudiantes entendían antes que esta Universidad no era para ellos, porque no estaban preparados y en estas visitas y actividades que hacemos lo que les decimos es que cada uno de ellos tiene la posibilidad; que si se dan la oportunidad, van a entender que llegar aquí y educarse les va a abrir tantas puertas; que el cielo es el límite", aseguró la doctora Sonia Bartolomei, investigadora a cargo del proyecto Acceso al éxito, cuya misión, en parte, es coordinar este evento en todos los recintos de la Universidad de Puerto Rico (UPR).

De hecho, la también catedrática del Departamento de Ingeniería Industrial agregó que garantizar la disponibilidad de la información a esta generación joven es fundamental para que tomen decisiones bien formadas sobre su futuro profesional. Con ese propósito, realizan visitas a las escuelas y mantienen una página de internet en la que ofrecen valiosa información a los candidatos y sus familiares.

"Nuestro éxito es que un estudiante que hayamos tocado a través de este proyecto llegue a la Universidad. Año tras año, hemos ido aumentando en un 3 y 4 por ciento la cantidad de alumnos que llega a raíz de haber participado", informó.

La relevancia de esta celebración, uno de los eventos colegiales más emblemáticos, está en precisamente servir de vitrina para exhibir los ofrecimientos académicos, los servicios disponibles a la población y los mayores atractivos de la institución.

"Es una actividad súper importante porque tienen la oportunidad de conocer diferentes proyectos. Tienen profesores con los cuales pueden dialogar y entrevistar, así como organizaciones estudiantiles y pueden preguntarles de estudiante a estudiante lo que son las diferentes carreras dentro del Recinto", destacó la profesora Madeline Rodríguez Vargas, directora de Admisiones, entidad encargada de la organización.

La funcionaria agregó que como parte de la agenda programada se les enfatiza todo lo relacionado con el proceso de admisión y cómo solicitar las principales becas.

"Cuando los estudiantes van a la Oficina de Admisiones y son entrevistados, o en los cursos ellos dicen que una de las primeras experiencias que tuvieron con la Universidad fue gracias a la Casa Abierta, así que creo que es importante hacer el evento y que se promueva en las escuelas, con los consejeros y los directores. A veces es la primera vez que tienen la oportunidad de pisar el Recinto, ahí es que empieza a fluir la sangre verde y la emoción de ser parte del antes, ahora y siempre, Colegio", precisó Rodríguez Vargas.         

Algunos de esos jóvenes que comenzaron a dejarse cautivar por el espíritu colegial, relataron a Prensa RUM su parecer como asistentes al masivo evento que tuvo lugar como costumbre en el Coliseo Rafael A. Mangual.

Gabriela Ennich Díaz, y Diego Eduardo Rodés, ambos en cuarto año de la escuela SESO en Mayagüez, coincidieron en las ventajas que tiene poder participar de una Casa Abierta de esta magnitud.

"Mi escuela nos trajo aquí para poder ver diferentes opciones que tenemos cuando vayamos a estudiar y me ha ayudado mucho porque quiero estudiar Arquitectura, que no la ofrecen aquí, pero hay una rama de Ingeniería Civil que podría empezar por ahí", relató Gabriela, quien está familiarizada con el recinto mayagüezano de la UPR porque su mamá es profesora, algo que ahora agradece y visualiza como una excelente coyuntura.

"Estas oportunidades son bien buenas porque puedes ver todas las posibilidades que tienes y si no están seguros de qué van a estudiar, pues aquí pueden hacer las preguntas que tienen y decidir de verdad lo que quieren", opinó, por su parte, Diego Eduardo, quien se inclina por adentrarse a la disciplina de Biología en el Colegio.

Otra posible candidata a entrar al Recinto es Shakira Liz Cabán Planadebal, de la Escuela Superior Natividad Rodríguez González de Arroyo, cuyos planes contemplan una carrera científica o en Ingeniería Química.   

"Nos ha parecido una buena experiencia, muy bonita la Universidad, grande, cómoda y es una de las prioridades de opciones de estudio para nosotros", manifestó la joven próxima a graduarse de cuarto año, a quien no le intimida mucho el reto de alejarse de su familia y establecerse en el área oeste.

"Es difícil, pero la vida se trata de cambios y uno no puede estar reacio; es para el futuro de nosotros, así que si hay que hospedarse, pues, nos hospedamos".

Alguien que tiene su futuro muy bien planificado es Paola Marie Matos Ruiz, del Colegio San Agustín en Cabo Rojo, cuya experiencia en la Casa Abierta la inspiró aún más a hacer realidad su sueño de estudiar Biología y eventualmente continuar Medicina para convertirse en una especialista dermatóloga.

"Esto es una idea súper fantástica, ya que nos motiva a venir aquí. No todo el mundo tiene la oportunidad de informarse y a veces el Open House es lo que nos abre las puertas para el mundo de los estudios y del trabajo", advirtió.

A la Casa Abierta se dieron cita todos los decanos, en representación de las cuatro facultades, de los decanatos de Estudiantes y Académico, así como el rector interino, profesor Lucas N. Avilés. Como de costumbre, contó con una divertida demostración de algunos experimentos del programa Ciencias sobre Ruedas. Uno de los atractivos más visitados fue un quiosco en el que los jóvenes aprovecharon para tomarse fotos junto a las mascotas colegiales Jane y Tarzán.


  • La Casa Abierta colegial sirve de vitrina para exhibir los ofrecimientos académicos, los servicios disponibles y los mayores atractivos de la institución.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • Los  futuros universitarios aprovecharon para tomarse fotos junto a las mascotas colegiales Jane y Tarzán.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • La doctora Sonia Bartolomei, a la izquierda, ofrece información sobre el proyecto <em>Acceso al éxito</em>.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • Representantes de todos los departamentos y facultades ofrecieron demostraciones a los estudiantes de escuela superior.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • Estas visitas tempranas a la Universidad ayudan a los jóvenes a tomar decisiones bien formadas sobre su futuro profesional.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • Cerca de 3 mil jóvenes llegaron hasta el lugar donde les encantaría emprender una carrera académica.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
  • Como de costumbre, el evento contó con una divertida demostración de algunos experimentos del programa Ciencias sobre Ruedas.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
La Casa Abierta colegial sirve de vitrina para exhibir los ofrecimientos académicos, los servicios disponibles y los mayores atractivos de la institución.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMLos  futuros universitarios aprovecharon para tomarse fotos junto a las mascotas colegiales Jane y Tarzán.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMLa doctora Sonia Bartolomei, a la izquierda, ofrece información sobre el proyecto <em>Acceso al éxito</em>.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMRepresentantes de todos los departamentos y facultades ofrecieron demostraciones a los estudiantes de escuela superior.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMEstas visitas tempranas a la Universidad ayudan a los jóvenes a tomar decisiones bien formadas sobre su futuro profesional.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMCerca de 3 mil jóvenes llegaron hasta el lugar donde les encantaría emprender una carrera académica.<br>Carlos Díaz/Prensa RUMComo de costumbre, el evento contó con una divertida demostración de algunos experimentos del programa Ciencias sobre Ruedas.<br>Carlos Díaz/Prensa RUM
Title bar for videos

1


Video reportajes disponibles en:
Celebran Casa Abierta del RUM

SOURCE: http://www.uprm.edu/portada/article.php?id=2708